Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más

¿Cómo educar a nuestro gato en 8 sencillos pasos?


EDUCAR A NUESTRO GATO


¿CÓMO EDUCAR A NUESTRO GATO? Todos en algún momento de nuestras vidas decidimos adquirir una mascota, sea de niño o de adulto siempre se nos da la interrogante de saber ¿Cómo educare a mi mascota?


Cada mascota puede tener una personalidad distinta, pero en el caso de los gatos está puede variar según sea la educación otorgada, por ello es muy saber cómo hacerlo.


Los gatos son animales inteligentes, pueden aprender y adaptarse rápidamente a lo que queremos enseñarles, aunque por su personalidad un poco traviesa y su temperamento tan enérgico podemos aprender a instruir a estos felinos, sin importar cuál sea su raza.


El primer momento en que nuestro pequeño amigo llegué a nuestro hogar es muy importante, desde ese primer momento debemos mantener una actitud amigable para que se genere un vínculo de confianza, si podemos escuchar el ronroneó al momento de nuestras caricias y nos lame cuando esté cerca de nosotros, significa que nos reconoce como parte de su familia.





Pasos a seguir para educar a nuestro gato


  1. Cuando nuestro gato llegue a casa debemos mostrarle inmediatamente todos los objetos y sitios de nuestra casa, para que pueda reconocer cada uno de ellos, especialmente sus posesiones personales tales como sus juguetes, su cama, su comedero, su recipiente con agua y más importante aún su arenero.
  2. Nuestro gato mediante se adapte a su nuevo hábitat, se adaptará de igual manera a utilizar todas sus nuevas pertenencias. Debemos recordar que es importante mantener siempre su bebedero con agua limpia, siempre darle alimentos frescos y encargarse de tener siempre limpia su caja de arena.
  3. A nuestro gato debemos estimular su comportamiento, para ello es necesario tener un rascador en el primer día de ingreso a nuestra casa, debemos tratar de que nuestro gato juegue regularmente con el para que aprenda a usarlo. Tener varios juguetes a la mano también sirve mucho para su crianza así evitará morder los muebles de la casa.
  4. Nuestro gato empezará a afilar sus garrar poco a poco con varios objetos en la casa como la alfombra o un sofá, para ello debemos insistir con el uso del rascador y premiar su uso como una motivación, podemos darle caricias y palabras de admiración cada vez que lo haga o quizás podríamos darle comidas deliciosas.
  5. Que aprenda a usar el arenero es algo imprescindible, cada vez que nuestro gato haya terminado de comer o haya tenido una intensa velada de juegos, debemos llevarlo al arenero para que aprenda su uso. Si nuestro gato realizó sus necesidades en otro lugar de la casa, debemos llevar el arenero hasta allí y luego premiarlo.
  6. Nuestro gato debe tener juguetes que estimulen sus instintos de cazar para ello es muy importante que tenga juguetes como: Ratones de trapo, pelotas diminutas, sonajeros con plumas entre otros, esto será un pasatiempo que nuestro gato realmente agradecerá con el tiempo.





Qué no debemos hacer al momento de criar a nuestro gato


  1. Nunca debemos tratar a nuestro gato como si fuera un perro, los gatos tienen una personalidad distinta a los perros, ya que estos son unos cazadores solitarios y prefieren mucho tener su propio espacio. Nuestro gato usualmente busca el cariño de su dueño y debemos dárselo cuando esté lo pide.
  2. Los gatos son mucho más difíciles de criar que un perro, así  que debemos crear un vínculo con nuestra mascota para que está nos reconozca como su dueño, de esta manera el podrá sentir empatía y entender más fácil lo que queremos enseñarles.

Nunca debemos olvidar que debemos desparasitar y vacunar a nuestro gato ya que este pequeño amigo suele salir mucho, en la calle puede cazar animales que pueden contener enfermedades e infecciones, así que debemos llevar a nuestro gato a un chequeo con un veterinario cada cierto tiempo.


Tal vez te interesen estas entradas